Querida Yo:

 

Posiblemente en estos momentos te sientas muy cansada, has cargado tanto peso sobre tus hombros que lentamente se vuelven frágiles. Quieres irte a un lugar lejano, donde no te encuentren, solo sean tus pensamientos y aquellos demonios internos, a los cuales últimamente se te han hecho difíciles de callar

Tranquila, porque entiendo cómo te sientes, pero no debes huir, ya te diré por qué.

Recuerdo mucho antes de que conocieras el amor, eras muy feliz, sonreías todo el tiempo y tenías una ternura increíble. Solías tener muchos amigos o al menos eso creías, pero conforme pasó el tiempo las máscaras cayeron de varios rostros, comenzaste a ver a los lobos vestidos de ovejas y te sentiste traicionada de muchas maneras. Te volviste desconfiada, eso sin mencionar lo helado de tus sentimientos que un día eran cálidos, te entiendo pero ese dolor será pasajero, era lo que hacía falta para poder crecer y convertirte en una mujer sabia.

 

Una y otra vez creíste estar sola, nadie era lo suficiente para lidiarte, porque no eran dignos para ti. Te golpeaste con algunos muros en el camino, sin embargo, aprendiste a levantarte, aunque doliera en lo más puro de nuestra alma. No te preocupes porque aprendiste a conocer la soledad, de hecho, te hiciste amiga de ella y así fue como volviste a conocerte a ti, a admirar tu belleza interna, y fue difícil, pero lo lograste.

 

Volviste a enamorarte de la persona más increíble, aquella que pensabas era imposible conocer, pero un día sin esperarlo se conocieron. Todo empezó como una amistad que con el tiempo se tornó un lazo especial, cuando por fin ambos expresaron su sentir, todo se volvió mágico, y lo sabes. Algunas personas no estarán de acuerdo, pero cuando te vean feliz, ya verás cómo te apoyarán y otras personas querrán destruir su espacio, no lo permitas y lucha hasta el final porque lo amas, porque el sin ti no se halla, tu sin él la magia se va. Cuídalo y entiéndelo más, se flexible porque a veces tu carácter lo hace sentir un poco mal, él te ama con todos tus defectos, pero bájale dos rayas, sabes de que hablo.

 

Conocerás gente asombrosa en el camino, serán piezas del rompecabezas de tu círculo social. Algunos amigos del pasado siguen ahí, fieles a ti, dispuestos a cubrirte las espaldas cuando lo necesites. Ellos te quieren mucho, piensa en ellos y deja a los del pasado enterrados. Ahora eres un poco más avispada, conoces mejor las intenciones del mundo, y si alguien no te agrada, déjalo pasar, quizás al final tengas algo en común con esa persona, pero si no, sigue tu camino, borrón y cuenta nueva.

 

No dejes de escribir, sé cuánto te apasiona dibujar letras sobre el papel, escribir historias, aunque lo veas lleno de obstáculos, pero lo vas a lograr. Cree en ti misma un poco, aleja esos pensamientos necios a la hora de dormir, tendrá sus frutos. Termina ese libro por fin, exactamente ir donde te da miedo es tu camino al éxito. Sé más atrevida, ¿qué importa el que dirán? Total, si no tenemos críticos no sabremos si lo hacemos bien, míralo como un club de fans. Deja de ser tan dura con tu aspecto, eres hermosa, dilo al espejo antes de irte a dormir, créetelo y abrázalo, te hará sentir mucho mejor.

 

Cuida a tu familia, así loca te quieren, confía en ellos. Sé que a veces tienes miedo a hacer cosas de las cuales no estén de acuerdo, y por eso te reservas mucho, pero aun así, están ahí para ti. Son quienes mejor te conocen, se están volviendo tus confidentes, la lealtad más pura que encontrarás. Pide perdón si hay que hacerlo, recuérdales lo mucho que los amas, abrázalos todos los días, porque uno puede llegar a faltar y no quiero lamentos. ¡Actúa ahora! Ya me lo agradecerás.

Te quiero mucho, aun estás en camino a crecer mucho y conocer. Cuando nos volvamos a encontrar una voz interna dirá “te lo dije”.

 

Atentamente, Yo del Futuro.

 

P.D: viaja más, te vas a enamorar de París, y no dejes de comprar maquillaje, acá también somos medio vanidosas. Besitos de Coco.

Fuente: www.adimvi.com

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

Laura
Author

Me llamo Laura y soy “el alma” que se esconde detrás de esta página. Adicta al chocolate, nerviosa ,romántica, impulsiva y sensible todo en el mismo grado... Conoce más sobre mí

Escribe un comentario

dieciseis − catorce =