Haber tomado la decisión de alejarnos de quien nos dimos cuenta que no nos amaba siempre nos ocasionará dolor, un dolor que siempre nos tomará tiempo poder asimilar.

Un tiempo de duelo, el cual requiere en sí mismo un espacio para la comprensión de lo que nos ha sucedido.

El duelo por amor necesita reflexión y superación, pues la angustia de darnos cuenta de que alguien no nos ama nos devora por dentro.

Permitirse tiempo para enfadarse, para negar la realidad, para fantasear, para horrorizarse, para venirse abajo, para desconocer y conocer las partes que se nos han roto y las que siguen intactas, para recomponer los sentimientos encontrados, etc.

La falta de interés mata el cariño

El amor no se mendiga, se demuestra. La indiferencia vive del desequilibrio en una relación y se sostiene gracias a la debilidad de los cimientos.

Es entonces cuando entendemos que no todo “amor” es amor de verdad, que no siempre el “querer” obtiene reciprocidad y que para ser felices en pareja hace falta que ambos miembros se rían juntos y sean cómplices.

Solo en ausencia de mentiras, de excusas y de desinterés puede crearse un amor que en esencia base su libertad en conductas saludables y no en sometimientos.

Es necesario nutrir nuestra autoestima, querernos bien

Para construir una relación de pareja feliz hay que importarse, quererse y valorarse.

Una vez que consigamos esto estaremos en disposición de no buscar a quien no nos extrañe y no muestre interés.

El amor verdadero e indispensable es el amor por uno mismo y será a partir de este sentimiento que podamos separar y hacer valer lo que merecemos y lo que no merecemos.

Fuente: lamenteesmaravillosa

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

Author

Me llamo Laura y soy “el alma” que se esconde detrás de esta página. Adicta al chocolate, nerviosa ,romántica, impulsiva y sensible todo en el mismo grado... Conoce más sobre mí

Write A Comment